España:
Llame gratis al 900-97639
Otros Países: 54-11-4797-6672
English & German speakers call

Secuelas y cicatrices del acné

Antes - Después
Testimonios Aspectos de Seguridad Prensa Habilitaciones

» Acné: Secuelas, cicatrices y manchas del acné - Dermatología

¿Cómo se resuelve el problema de cicatrices o marcas del acné?

Para comenzar a resolver el problema de cicatrices, secuelas o marcas del acné es clave evaluar al paciente personalmente para poder indicarle el tratamiento adecuado y personalizado a su caso en particular. El tipo de tratamiento o los tratamiento combinados que se realicen, dependerán del grado de las secuelas y de cuáles predominen, además también dependerá del tipo de piel. En Centro Médico Rodriguez Palacios estaremos esperando su visita para indicarle el mejor tratamiento.

Principales tratamientos para las cicatrices del acné, algunos de ellos pueden combinarse lográndose resultados satisfactorios:

¿Cuáles son los tratamientos de secuelas del acne más frecuentes?

Las secuelas del acné, son principalmente las cicatrices, que pueden ser de diversa forma, tamaño y profundidad de acuerdo al tipo y gravedad del acné que se haya padecido, entre otros factores.

Lamentablemente, hoy por hoy, tenemos que informar que todavía no existe un tratamiento 100% efectivo para las cicactrices del acné, con el 100% de efectividad queremos decir que las cicatrices se borren totalmente.

Pero poco a poco han ido desarrollándose tecnologías que las mejoran significativamente, y llevan a la conformidad o satisfacción de gran parte de los pacientes.

El último desarrollo en este sentido (que nuestro Centro ha incorporado) es la Radiofrecuencia Fraccionada Subablativa™ de eMatrix.

Tiene la particularidad de poder aplicarse en todos los tipos de piel! obteniéndose resultados semejantes a los que se logran con riesgosos y agresivos tratatamientos, que por otro lado tienen la contrapartida de no ser aplicables en pieles que no sean de las más blancas. En pieles de tonalidades más oscuras (y en pieles blancas en menor grado pero también), estos tratamientos a los que nos referimos (peeling químicos profundos, Láser ablativo Co2) tienen altos riesgos (hiperpigmentación, manchas, quemaduras de la piel, despigmentación, cicatrices) y por esta razón muchas personas quedaban sin posibilidad de tratamiento para sus cicatrices. Asi pasaba que cuanto mayor era la probabilidad de mejoría de las cicatrices por parte de un tratamiento, mas agresivo debia ser, mayores eran también los riesgos, y menores las posibilidades de indicar el tratamiento al paciente. Desgraciadamente los mejores resultados, que pueden llegar a ser excelentes, pueden obtenerse con tratamientos muy invasivos, como los peelings médicos profundos (que pueden realizarse con láser -laser resurfacing Co2- o con diversos ácidos, -peeling químico profundo-), pero, como vimos, con la contrapartida de poder tener serios efectos secundarios (manchas, quemaduras de la piel, despigmentación, cicatrices), y no ser indicados para la mayoría de los tipos de piel.

Hasta que hizo su aparición el Láser fraccionado Co2 y actualmente el eMatrix™. El Láser fraccionado Co2, también es un láser ablativo, pero esta ablación se produce de forma fraccionada. Es un tipo de láser que se administra en pequeñas cantidades y a bajas dosis, a lo largo de varias sesiones, y un disparo de este láser, al ser fraccionado no afecta toda la superficie de la piel al mismo tiempo ni de igual manera, sino que produce ablación en puntos de la piel si y en puntos no (fraccionado). Deja puntos de ablación rodeados de tejido sano. Por lo tanto, no tiene el efecto invasivo ni los efectos secundarios del laser ablativo Co2 que se administra en una sola sesión y quema la totalidad de la porción de la piel donde se aplica (de la misma manera que los peelings químicos profundos). El Láser fraccionado Co2 en pieles mas oscuras también debe aplicarse con cuidado y regular su potencia por los riesgos de hiperpigmentación, que lógicamente son menores a los primeros láser ablativos.

El nuevo eMatrix™ presenta diferencias y similitudes. Primeramente permite el tratamiento de todos los tipos de piel, y esto se debe a que su acción no es ablativa, sino Subablativa™. Su acción se concentra en la capa interna de la piel, la dermis, y la epidermis que es la capa externa y visible de la piel no es afectatada casi en absoluto. Como consecuencia de esto se puede aplicar en todos los tipos de piel, obteniendo resultados semejantes a los que se obtienen con tratamientos muy agresivos, produciendo el Resurfacing... + Ampliar

Cabe alcarar que la mayoría de los tratamientos de los que se dispone actualmente, sean láser, químicos, eléctricos, etc., no conducen a un borramiento total de las secuelas del acné. Pero sí es cierto que tratamientos como por ej. el eMatrix™ conducen a una mejoría de las cicatrices, estrías y arrugas que resulta ser significante para las personas que tienen estos problemas en su piel. Como dijimos anteriormente, los tratamientos más agresivos, que pueden o no dar lugar a la desaparición de las cicatrices, están reservados para una grupo minoritario de personas de piel muy blanca (tipos de piel 1 y 2) y no obstante también tienen sus riesgos en estos tipos de pieles.

En cuanto al resto de los tratamientos para la cicatrices del acné, primeramente se evalúa el tipo de piel del paciente y el grado, profundidad y tipo de secuelas. Se utiliza la escala de Fitzpatrick para saber el tipo de piel:

Clasificación Fitzpatrick de tipos de piel:
Cicatrices del acné, tratamientos disponibles según el tipo de piel:

Todos los tipos de piel pueden realizarse tratamiento con eMatrix™ (Radiofrecuencia Fraccionada Subablativa™) y posteriormente, si el caso lo permite, llenado del hundimiento, depresión o pozo de las cicatrices con rellenos faciales. Para las personas que no deseen por diversos motivos practicarse el tratamiento Subablativo™, puede realizarse el tratamiento de rellenos faciales (si el caso lo permite) más otros tratamientos como la Microdermoabrasión.

Cuando las cicatrices son profundas y tienen las características adecuadas, y el tipo de piel es I o II puede indicarse el Resurfacing (rehacer la piel), que son Peelings Médicos Profundos e Intermedios, realizados en 1 única sesión, con ácidos como el Fenol y el Tricloroacético. Se necesitan de 1 a 2 semanas para reincorporarse a la actividad laboral siempre con un programa de cuidados intensivos (cremas) de la piel por unos meses. Cuando se trata de un Peeling Intermedio, a los 7 o 10 días se reincorpora a la actividad laboral, mientras que si es un Peeling Profundo se reincorporará a su trabajo a las 2 semanas, (momento en que es posible el uso de maquillaje). La primer semana posquirúrgica se forma la costra (la cáscara) y hay edema. Esta primer semana es de reposo, sin trabajar.

Para los tipos de piel I y II también pueden realizarse peelings con ácido glicólico + ácido salicílico.

Para personas que no puedan suspender sus actividades (ya que los Peelings Profundos provocan un eritema importante) o no quieran practicarse un Peeling Profundo o Intermedio por su agresividad y riesgos, pueden realizarse 3 sesiones de resurfacing con Radiofrecuencia Suablativa™ eMatrix™ (nuestros Dermatólogos recomiendan este tratamiento por sus resultados, su bajo riesgo y el corto período recuperatorio que conlleva), o bien realizar varias sesiones de peelings mas superficiales precedidos por sesiones de Microdermoabrasión con cristales. Se comenzará con 4 sesiones.

Para los tipos de pieles III en adelante, también puede ser tatados con eMatrix™ y acceder a un tratamiento que antes no existía para estos tipos de piel. La otra alternativa de tratamiento para estos tipos de piel que tengan cicatrices no tan profundas o marcas, es utilizarar el efecto sinérgico de las sesiones de Microdermoabrasión con cristales más las sesiones de Peelings Superficiales. Puede ser utilizado el ácido mandélico, ya que es un ácido seguro, que difícilmente ocasiona efectos adversos y puede usarse todo el año, acompañado de las medidas de fotoprotección adecuadas. Se comenzará con 4 sesiones.

Como se explicó anteriormente, otros tratamientos que pueden combinarse con los anteriores y mejorar aún más los resultados son los Rellenos faciales en las cicatrices y las sesiones de Luz Pulsada Intensa (IPL)

Todos estos tratamientos potenciarán aún más sus resultados acompañándolos de tratamientos domiciliarios en base a productos especialmente formulados por el Dermatólogo Roberto Rodriguez Palacios, respaldados por 38 años de experiencia y actualización constante, con resultados garantizados en función de casos tratados personalmente y el seguimiento que se ha llevado a cabo durante este lapso. Pacientes que han iniciado tratamientos preventivos, oportunamente, hoy gozan de sus resultados y también se pueden acreditar resultados en tratamientos terapéuticos de casos con patología muy compleja.

Las opciones son múltiples e inclusive pueden combinarse pero todo parte de un diagnóstico preliminar en una primer consulta. La clave esta allí.

Volver arriba

Cicatrices del acné con eMatrix™


Esta novedosa tecnología ha demostrado resultados satisfactorios con una drástica reducción del riesgo de que la piel queda manchada. Por eso puede aplicarse en cualquier tipo de piel. Antes, muchos tratamientos fuertes para cicatrices del acné no podían aplicarse en personas cuando sus pieles no era de las más blancas (por los riesgos de hiperpigmentación -manchas-). Ejemplo de estos tratamientos son los peeling químicos profundos (resurfacing químico) y el resurfacing con láser Co2 ablativo.

Incluso en pieles de la tonalidad más blanca, estos tratamientos deben ser realizados muy cuidadosamente por sus riesgos. El Láser Co2 fraccionado, supuso una evolución respecto a estos riesgos, pero no obstante el nivel de energía que se aplica debe ser controlado cuidadosamente cuando se aplica en pieles más oscuras. Por todo esto para muchas personas no había muchas alternativas de tratamiento, ni posibilidad de mejoramiento efectivo de sus cicatrices del acné.

Ahora, con el nuevo eMatrix™ esto cambió. eMatrix™ actúa principalmente sobre la dermis de la piel, que es la capa interna y no visible de la piel, dejando la epidermis (capa externa y visible de la piel) intacta. Cuando la radiofrecuencia fraccionada impacta el tejido de la dermis, produce coagulación en partes del tejido dérmico, esto es ablación parcial. Así se desatan procesos curativos dentro de la piel, y se generan nuevas células, nuevo colágeno (colagenogénesis) y por consiguiente nuevo tejido dérmico.

A nivel histológico, la acción de eMatrix™ produce cambios morfológicos dentro de la piel, lo que repercute en la superficie de la misma, lo que suaviza las irregularidades y las mejora notoriamente. Cuando hablamos de irregularidades, incluimos en ellas a las cicatrices del acné, que son depresiones o hundimientos. El tratamiento disminuye las depresiones, acorta el hundimiento, mejora y quita las manchas del acné. Como resultado de este tratamiento los pacientes se muestran conformes y satisfechos con el grado de mejoría obtenido en sus cicatrices, y consideran en su mayoría recomendar el tratamiento a otros.

Volver arriba


From USA & Canada, Tool Free: 1-888-339-3358 - Desde España, Llame Gratis: 900-97639 - From UK, Tool Free: 0-100-047-033